Instalaron dispositivos en el Yapeyú, Mil Viviendas y se reúnen con vecinos del Molina Punta. Aseguran que en algunas zonas hay un nivel importante de ilícitos que no son registrados. Trabajan en la futura conformación de un observatorio.

 

La implementación del Sistema de Alerta Vecinal (SAV) implementado por el área de Seguridad de la Provincia avanza en distintos barrios de la ciudad, ampliando su cobertura a partir de los reclamos que reciben y de la detección de zonas más conflictivas. En este marco, la instalación de las alarmas se realizó en los últimos días en el Yapeyú, uno de los sectores donde hay más preocupación por los robos y hechos delictivos. 
Además, el SAV se puso en marcha en uno de los centros comerciales de la zona de las Mil Viviendas. En contacto con El Litoral, el subsecretario de Seguridad Ciudadana, Jorge Benítez Sívori dijo que “las personas que tienen sus locales ahí nos transmitieron la necesidad y se avanzó bastante rápido con la implementación”. 
De esta manera, el sistema de alarmas busca también prevenir robos en este tipo de complejos comerciales con el mismo mecanismo que se utiliza para prevenir delitos en espacios públicos o domicilios particulares.
Según indicaron desde Seguridad, el objetivo es llegar a todos los barrios de la ciudad con este mecanismo, instalando la aplicación en los celulares de los vecinos para que ellos puedan activar la alarma en casos de emergencia, solicitando la ayuda del personal policial. Desde que se lanzó el programa, los dispositivos ya fueron instalados en el Independencia, Aldana, San Martín, San Benito, Ponce, Santa Rosa y Colombia Granaderos, entre varios otros.
En tanto, en el Molina Punta se encuentran en la etapa previa de funcionamiento, realizando reuniones informativas con los vecinos para luego instalar las aplicaciones y las alarmas. 
Benítez Sívori destacó la conectividad del sistema por el que las fuerzas de seguridad pueden actuar rápidamente. “El fuerte de estas alarmas es que no sólo se activa el sonido sino que al mismo tiempo se comunica directamente con el 911 y con la comisaría del barrio”, resaltó. Además, el funcionario expresó que están conformes con el tiempo de respuesta de la Policía que es entre 3 y 5 minutos.

Indices
Si bien desde Seguridad destacan el funcionamiento de las alarmas vecinales, sobre todo en su faz preventiva, aseguran que no cuentan con estadísticas de reducción del delito en los barrios a partir de la implementación del mecanismo. Sobre esta cuestión, Benítez Sívori explicó que “hay casos de robos que no se denuncian y por eso sería irresponsable dar cifras”.
Atendiendo a esta situación, desde Seguridad comentaron que se encuentran realizando un relevamiento respecto de los hechos delictivos que no son registrados en las comisarías. En este sentido, en el marco de la aplicación del SAV, realizan un trabajo de campo con los vecinos para lograr determinar de manera aproximada el nivel porcentual de este tipo de situaciones. “Los robos de celulares casi nunca son denunciados”, ejemplificó el subsecretario de Seguridad Ciudadana al respecto.
Más allá de este relevamiento, adelantaron que buscan conformar un observatorio del delito, con una estructura y funcionamiento similar al que se creó hace poco pero especializado en seguridad vial. La idea es formar una base de datos en la que la Policía y los distintos actores del Estado registren los hechos delictivos, estableciendo el tipo de ilícito, lugar, horario, y cualquier otra información. 
A partir de una posterior  producción estadística, aseguran que el área de Seguridad podrá definir de manera más clara y certera las políticas que tomará en cada sector. Respecto de esto, Sívori expresó que “tenemos el objetivo de crear el observatorio y estamos trabajando en eso, de manera firme para que funcione como corresponde y así brindar soluciones”.
Reclamos
Vecinos de distintas zonas de la ciudad expresan desde hace tiempo su preocupación sobre la inseguridad, sobre todo ligada a los arrebatos callejeros. De esta manera, el pedido de mayor presencia policial y frecuencia de patrullajes se suma a otros que tienen vinculación con el temor de circular en algunos horarios específicos. 
En este sentido, sobresalen los pedidos de mejoras de calles de tierra y en el alumbrado público en general de distintos sectores periféricos, y también otros cercanos al  centro.

 

El dato

El Sistema de Alerta Vecinal consiste en la instalación de alarmas sonoras que pueden ser activadas por los vecinos a través de una aplicación instalada en los teléfonos celulares.

 

¿Qué Sentís?

    Compartir el voto en Facebook
    Ud. ya ha votado el artículo

    + Bien público

    Tapas del día