Los habitantes del barrio Unión informaron a El Litoral que el sistema de alarmas, implementado hace un año por el Ministerio de Seguridad de la Provincia, dejó de funcionar hace tres meses y que los encargados del equipamiento solicitan un canon para solucionar el inconveniente.
En dialogó con El Litoral, Miguel uno de los habitantes de la barriada dijo que  “hace tres meses que los pulsadores no pueden activar la campana. Hemos dialogado con el encargado del sistema y pretende cobrarnos $1.000 para arreglar el problema”.
“No entendemos por qué tenemos que abonar dinero, ya que todo el sistema fue donado y tiene por finalidad brindar seguridad. Esta situación no tiene sentido, porque si tuviéramos esa plata ya hubiéramos contratado una empresa de seguridad privada”, aclaró.
En cuanto a la situación actual del equipo expresó que “en principio íbamos a juntar la plata, pero la situación económica no ayuda para que estemos incurriendo en estos gastos”, expresó Miguel.
Cabe recordar que este sistema de seguridad es el primero que comenzó a implementarse en la ciudad y funciona mediante unos pulsadores que accionan una campana que emite un sonido. Pero carece de algún tipo de contacto directo con la Policía, y cuenta con un protocolo para que los vecinos actúen.

¿Qué Sentís?

    Compartir el voto en Facebook
    Ud. ya ha votado el artículo

    + Barrios

    Tapas del día
    Columnistas