Desde el Ministerio de Seguridad de la Provincia recomiendan que ante ausencias prolongadas en las viviendas se informe la situación solamente a personas de confianza. También aconsejan no dejar grandes sumas de dinero y joyas.

 

Ante el receso de invierno, desde el Ministerio de Seguridad de la Provincia sugieren algunas medidas de prevención en materia de robos en los hogares, considerando que los grupos familiares aprovechan estos días para realizar algún viaje.
Si bien en las vacaciones de julio las familias que se ausentan de sus hogares constituyen una pequeña porción del total que lo hace en enero, El Litoral en referencia a las medidas de prevención de  hurtos en las viviendas consultó al subsecretario de Seguridad, Guillermo Weyler, quien indicó que “lo fundamental es informar a algún familiar o vecinos de absoluta confianza que se van a ausentar algunos días”.
“Esta información es muy valiosa y deben aportarla sólo a aquellas personas que puedan ejercer algún tipo de control en la vivienda, o ingresar en ella para constatar que todo está en orden”.  
“También es importante que en la vivienda no dejen dinero, que lo depositen en el banco o le entreguen a alguna persona para su cuidado y protección, similar acción deben ejecutar en cuanto a las joyas y pertenencias de gran valor”.
Seguridad
Además de estas medidas de seguridad, desde la Subsecretaría informaron a El Litoral que el 40% de los barrios ya cuenta con el Sistema de Alerta Vecinal (SAV). “El programa está brindando resultados muy positivos en materia de prevención del delito”, destacó Weyler.
En cuanto a la eficacia de los diferentes operativos de prevención del delito que se encuentran llevando a cabo en todos los barrios, el funcionario provincial señaló que “cuando se comienzan a trabajar en determinadas zonas, ya sea mediante la implementación del sistema SAV; la incorporación de más efectivos que recorren las calles; o un mayor patrullaje, los delincuentes se trasladan a otras zonas para continuar delinquiendo, porque el delito va mutando”.

 

El subsecretario de Seguridad señaló que “el arrebato es el delito más común. Los delincuentes son de poca monta y cometen el ilícito para continuar consumiendo  alcohol o estupefacientes”.

 

Sistema de Alerta
En lo que respecta a las barriadas donde ya se está implementado el SAV y la ampliación del sistema de prevención, Weyler comentó que “nosotros estamos concurriendo en este momento  a los barrios más vulnerables en materia de delito”, destacó y agregó que “estos sectores a los cuales estamos concurriendo actualmente, se caracterizan por la falta de iluminación, el mal estado de las calles, la existencias de grandes baldíos, que también afectan la seguridad y  que muchas veces no son atendidas por las autoridades que corresponden”.
Delito recurrente
El Litoral también consultó al Subsecretario sobre el tipo de delito más común que se produce en la ciudad, quien comentó que “uno de los mayores flagelos que tenemos son los arrebatos que cometen los delincuentes que circulan en las motos. Estos robos se producen en segundos”.
“Pero con el objeto de que estos tipos de ilícitos disminuyan, realizamos permanentemente controles a los motociclistas y hemos detectado numerosas unidades sin documentación, como así también se ha demorado a personas ante la procedencia dudosa del rodado”.
 En cuanto a las causas de este tipo de hechos, Weyler dijo que “son delincuentes de poca monta, roban para poder continuar consumiendo ya sea alcohol o estupefacientes”, detalló por último, el subsecretario de Seguridad.

 

La cifra

40 %

De los barrios de la Capital cuenta con el Sistema de Alerta Vecinal (SAV).

 

¿Qué Sentís?

    Compartir el voto en Facebook
    Ud. ya ha votado el artículo

    + Barrios

    Tapas del día